Mercedes-Benz

Stuttgart-Untertürkheim se prepara para el futuro.

16.03.2021

Mercedes-Benz está transformando sus sistemas de propulsión y su planta de Stuttgart-Untertürkheim para el futuro “Electric First” en el contexto del plan Ambition 2039, el camino por el que se dirige la compañía hacia unas emisiones neutras de carbono. Mercedes-Benz apuntala así su nueva estrategia, que fue presentada en octubre de 2020. Tras intensas negociaciones la dirección y el comité de empresa de la planta de Mercedes-Benz Untertürkheim en Alemania han acordado invertir una suma de tres dígitos de millones de euros para transformar Untertürkheim; la planta más grande de la red global de producción de motores y transmisiones de la compañía, que en el futuro se conocerá como el “Campus de Sistemas de Propulsión de Mercedes-Benz”. La planta se centrará en la investigación, el desarrollo y la producción de sistemas de propulsión. El acuerdo refuerza el papel de Untertürkheim como centro de desarrollo y evaluación para tecnologías de propulsión y amplía aún más su ya amplia experiencia en el campo de la movilidad eléctrica, a través de un campus para sistemas de propulsión eléctricos y electrificados. Una nueva fábrica para la producción de pequeñas series de futuras celdas de batería y un laboratorio de seguridad de baterías complementarán las actividades de investigación y desarrollo existentes de Mercedes-Benz en el campo de la tecnología de baterías. La empresa se esfuerza por adoptar un enfoque global que abarque desde la investigación y el desarrollo básicos hasta la fabricación de sistemas de baterías. En términos de producción en serie, la planta se centrará cada vez más en componentes de propulsión eléctrica: baterías y sistemas de propulsión, mientras la producción de motores, transmisiones y componentes convencionales se eliminará gradualmente, lo que afectará a los perfiles y rangos de los trabajadores.